El virus que cambió la vida de millones de personas en el mundo, también afecta los hábitos para informarse, consumir multimedia y hasta impide que podamos disfrutar de contenido en definiciones óptimas. Además, el Aislamiento Obligatorio en muchos países aumenta la demanda de Internet, ¿corre riesgo su funcionamiento? ¿qué haríamos sin él?

El tema de conversación es el mismo casi todo el tiempo: el Coronavirus Covid-19. Detrás de él hay miles de diversificaciones como las medidas gubernamentales, el aislamiento social, el anhelo por volver a la vida normal, las presuntas soluciones, el número de víctimas y un sinfín de variantes que conversamos con nuestras personas más cercanas, amigos y colegas. 

Ante la situación que atraviesa el planeta, muchas de estas conversaciones se dan en línea a través de diversos dispositivos tecnológicos conectados a Internet. Y para poder estar al tanto de lo que tenemos que hablar podemos optar por hacerlo en base a nuestra experiencia o lo que buscamos en Internet.

Por ejemplo en Argentina, en base a estudios de Comscore, hubo un incremento de 6.610% en las menciones referidas al Coronavirus o Covid-19. Este término comenzó a aumentar durante la última semana de febrero y tuvo su primer pico el 3 de marzo, día del primer contagio en el país. Posteriormente su segundo pico se realizó el 11 de marzo cuando la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró al Coronavirus Covid-19 como una pandemia. En esta misma línea, el pico máximo de menciones que se realizó hasta el momento fue el 18 de marzo, cuando comenzó a especularse con un Aislamiento Social Obligatorio que finalmente se hizo efectivo. De este modo se puede observar que en el caso de la búsqueda o menciones de los argentinos, los hechos más importantes vinculados a la pandemia son los que activan el deseo de información por parte de la audiencia.

De esta manera, Argentina se ubica en el tercer lugar en el porcentaje de estas menciones en Latinoamérica. Quienes encabezan la lista son Brasil y México, dos países de mayor densidad poblacional pero que principalmente optaron por medidas muy diversas a las que se implementaron en Argentina. Muchas de esas menciones y búsquedas se dan a partir del reclamo de la sociedad hacia medidas que protejan su salud y sistema sanitario.

Respecto a los hashtag utilizados en Argentina, el de mayor uso por usuarios únicos fue #Coronavirus (55.305 menciones) pero seguido de #QuedateEnCasa (22.262), una de los pedidos que se realizaron para generar conciencia en los ciudadanos, incluso antes de que se declare el Aislamiento Social Obligatorio. Asimismo, otros que marcaron tendencia fueron #Covid19 (13.431), #CuidarteEsCuidarnos (12.727) y #YoMeQuedoEnCasa (6.966).

 

Uso de Internet durante el Aislamiento Social Obligatorio

Se calcula que a partir del 20 de marzo, día en que comenzó el Aislamiento Social Obligatorio, el aumento del uso de Internet en los hogares fue de un 38% mientras que para los datos móviles de los celulares sucedió en un 14%.

Estos datos estadísticos nos marcan lo obvio: Internet es un escape en medio del Aislamiento Social. El tiempo que invertíamos manejando hacia el trabajo, tomando un café con nuestros amigos, corriendo, en el gimnasio, en la escuela o universidad, hoy en día mutó a ver series en Netflix, realizar videollamadas a través de Zoom, tomar clases de gimnasia online en Techeable, estudiar vía Skype, trabajar con Slack o Trello, y cientos de actividades más digitalizadas que nunca.

Por este motivo el Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) solicitó priorizar las herramientas educativas y de trabajo ya que considera a Internet como una “herramienta esencial” en esta particular situación que atraviesa el país y el mundo. De esta manera, también solicitó desconectar los dispositivos mientras estén en desuso y utilizar plataformas de videogaming y streaming para horarios de menor demanda.

El formato que más capacidad absorbe es el video, que puede ocupar hasta la mitad del tráfico de Internet. Para contribuir al normal funcionamiento de la red, empresas como Netflix decidieron bajar la calidad de sus transmisiones y así asegurar el uso para la mayor cantidad de personas. Sin embargo, algunos usuarios reportan breves cortes que no son de gran impacto.

 

¿Podemos quedarnos sin Internet?

Con la importancia que tomó Internet en nuestras vidas (más de la que ya tenía) surgió este interrogante que asusta a muchos. Sin embargo para entenderlo hay que ver a Internet como dos partes: la primera qué es Internet propiamente y otro cuáles son los servicios que forman parte de él. 

Internet fue construida de una manera increíblemente robusta, resistente y resiliente. Fue especialmente construida para soportar este tipo de picos en su uso”, explica Axel Marazzi, periodista especializado en tecnología. Es decir, que el sistema global no sufrirá ninguna alteración.

Sin embargo, es posible que esto sí se produzca en los servicios como WhatsApp, Facebook, Instagram, Zoom, Netflix y demás que están albergando a muchas más personas que de costumbre para mantenerlos entretenidos y que cumplan el aislamiento social de la mejor manera.